ES GENIAL QUEDARSE EN CASA (1)

El coronavirus sigue expandiéndose por nuestro país a pasos agigantados y las recomendaciones del Gobierno son quedarse en casa para evitar más contagios, frenar la curva para evitar el saturamiento sanitario y acabar con la pandemia lo más pronto posible.

Con los colegios cerrados y los niños y niñas confinados en las casas, nuestr@s maestr@s nos plantean ocurrencias, reflexiones, propuestas… Amigas y amigos mcperos… llenemos de burbujas de aire nuestra vida… nuestras casas… y caminemos a la escuela soñada

Empezamos con Carmen Pérez, desde Galicia, que ha enviado a las madres y padres de sus alumnas y alumnos esto:

Estimadas familias, sigo a comunicarme con vos deste xeito, espero que sigades todos ben, e levedes con paciencia infinita esta reclusión na casa.

Hoxe fugadmente estiven polo cole , trouxen as plantiñas para casa se non morrrerían nestes días,
Ocurreuseme tentar facer algo bonito nestes días de reclusión que poidamos facer entre todos, algo así coma un conto colectivo, comezaría unha persoa cun breve parrafo , mo enviaría a min e su polo correo reenviaría o seguinte, para que continuase a historia, e así sucesivamente.Faría eu de correo transmisor pois eu teño o correo de todos vos e todos vos tedes o meu.
Non sei se estades recibindo os correos pois pocas familias respondedes a él, Estaría ben confirmarades cun OK
Como sei que vos comunicades por outras vías comentadeo e si estades dacordo comezaríamos mañán. Para poder participar todos e todas teriamos que facelo duas persoas ao día.
Entre tanto envío un arquivo adxunto cunha poesía que ven moi ben titulase Quedarse en cas, ademais de leela podedes facerlles preguntas, poden ilustrala con cousas que fan eles para distraerse na casa
Ademais da lecturiña lembrade o que xa disemos, un par de sumas e restas e escribir o diario,

No seguinte enlace envío unha cantiguiña que pomos na clase cando os ánimos están alterados

Saude, solidariedade e alegría, Carmen

 

(traducción libre):

Queridas familias, sigo comunicándome con ustedes de esta manera, espero que estén bien y lleven este aislamiento en casa con infinita paciencia.

Hoy, furtivamente, fui a la escuela y me traje las plantas a casa, si no morirían en estos días.

Se me ha ocurrió intentar hacer algo bueno en estos días de aislamiento que podamos hacer entre todos, algo así como una historia colectiva, una persona comenzaría con un breve párrafo, me lo enviaría y yo le enviaría un correo electrónico para que lo reenvíe al siguiente, para que la historia continúe, y así sucesivamente. Yo haría de correo transmisor porque tengo el correo de ustedes y todos ustedes tienen el mío.

No sé si están recibiendo los correos electrónicos, ya que pocas familias responden, sería bueno confirmar con un OK

Ya sé que ustedes se comunican por otros medios y, si está de acuerdo, comenzaríamos mañana. Para poder participar, todos tendrían que hacer dos personas al día.

Mientras tanto, les envío un archivo adjunto con una poesía para los niños, titulada «Quedarse en casa», además de leerla podéis hacerles preguntas, pueden ilustrarla con cosas que hacen para distraerse en casa.

Además de leer, recuerda lo que dijimos, un par de sumas y restas y escribe el diario,

En el siguiente enlace, envío una canción que ponemos en la clase cuando se altera el estado de ánimo.

Saludos, solidaridad y alegría, Carmen.

 

«Quedarse en casa»

Hoy me ha contado al oído
Dorotea, la giganta,
que estar en casa le encanta:
¡es requetedivertido!

Por mucho tiempo que tenga,
en casa nunca se aburre.
Si discurre, se le ocurre
un quehacer que la entretenga.

Leer le gusta un montón
y vive, con sus lecturas,
trepidantes aventuras
sin moverse del sillón.

Leyendo, un día es pirata.
Otro, caballera andante
o hada madrina novata,
que encanta al que esté delante.

Y se recorre el pasillo
rugiendo sin ton ni son,
como si fuera un dragón
en el foso de un castillo

Dori se lo pasa pipa.
Para alejar sombras tristes,
se ríe, contando chistes,
hasta dolerle la tripa.

Le chifla inventarse bromas.
Dice que rebuzna el gato,
y relincha el perro un rato,
porque practican idiomas.

Continúa entusiasmada:
“¿Sabéis qué dijo una vez
bajito un pez a otro pez?:
Nada, nada, nada, nada”.

Y tras tanto disparate,
hace una tarta exquisita,
que sabe a gloria bendita,
de galleta y chocolate.

Aplicando ingenio y maña,
se fabrica la giganta,
con tres sillas y una manta,
una tienda de campaña.

Con la linterna en la mano,
durante más de una hora
juega a ser exploradora
en un paraje lejano.

Usa cajas de cartón,
para hacerse una careta.
También una marioneta,
una torre y un camión.

Esta giganta especial
nos cuenta de corazón
que, con imaginación,
¡estar en casa es genial!

Y para que Dorotea
lo siga pasando bien,
seguro que tú también
puedes darle alguna idea.

(Carmen Gil) https://poemitas.org/es-genial-quedarse-en-casa/

 

 

Esta entrada ha sido publicada en Actividades, Ayuda, Recursos para el aula y etiquetada como . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario