CONTRA LAS MUERTES EN LAS FRONTERAS. Las vidas negras importan

La Asamblea del Movimiento Cooperativo de Escuela Popular (MCEP) reunida en el 48 Congreso celebrado en Alcalá de Henares,

 

MANIFIESTA

La más rotunda repulsa por la masacre de Melilla del pasado 24 de junio donde tuvo lugar un intento de salto a la valla de Melilla. Según la Delegación del Gobierno de la Ciudad Autónoma, unas 2.000 personas se aproximaron a las inmediaciones de la frontera. 133, en su mayoría de origen sudanés y chadiano, lograron llegar y se encuentran ahora en el Centro de Estancia Temporal para Inmigrantes (CETI) de Melilla, donde se encuentran aisladas a la espera de solicitar Protección Internacional. Asimismo, algunas personas que consiguieron llegar a territorio español fueron violentamente devueltas en caliente; práctica que vulnera la legislación internacional en materia de derechos humanos. La brutalidad policial y la militarización fronteriza, provocaron la muerte de, al menos, 37 personas migrantes y refugiadas.  Igualmente, más de 300 personas fueron hospitalizadas.

Esta acción tiene sus causas: el saqueo de los recursos naturales, los intereses económicos de los países desarrollados y de las grandes corporaciones responsables también de las guerras, crisis alimentarias y degradación de los seres humanos de los países empobrecidos. Dicha acción llevada a cabo contra seres humanos que lo que buscan es una vida más digna va en contra de los Derechos Humanos y de la Educación para la Paz que propugna nuestro Movimiento y también las leyes educativas de nuestro país.

Y EXIGE A NUESTRO GOBIERNO:

  • Que se lleve a cabo una investigación judicial independiente para conocer lo sucedido y que puedan ser juzgadas todas aquellas personas responsables.
  • Que se proceda a la identificación de todas las personas fallecidas y que se les dé un entierro con dignidad respetando sus valores culturales.
  • Acceso a una sanidad de calidad y atención especializada a las personas heridas durante el salto de la valla.
  • Que el presidente del Gobierno de España se retracte de sus declaraciones y asuma públicamente la responsabilidad que le corresponde al Gobierno de España y al gobierno de Marruecos.
  • Que cesen los acuerdos de control de fronteras del Estado Español con Marruecos, país que vulnera sistemáticamente los derechos humanos, especialmente el de las personas migrantes.
  • Las políticas europeas deben ser revisadas. El desvío de fondos de cooperación para control migratorio debe acabar inmediatamente. No se deben fortalecer los sistemas militares y la externalización de las fronteras.
  • Que se establezcan vías viables y seguras para la solicitud de protección internacional tanto en España como en los países de tránsito, para todas las personas migrantes y refugiadas.
  • La derogación de la Ley de Extranjería, el cierre de los CIEs, las devoluciones en caliente, el desmantelamiento de la valla de Melilla y de Ceuta, así como la Regularización de las personas extranjeras residentes en España.
  • Que se intensifiquen la acción educativa y formativa en los Centros Educativos y en la sociedad, sobre los Derechos Humanos y la Educación para el Desarrollo.
  • Que el gobierno español destine el 0.7% del PIB de Ayuda al Desarrollo de los países empobrecidos, cumpliendo así el acuerdo de las Naciones Unidas de 1972.

Manifiesto aprobado en la Asamblea final del 48 Congreso estatal del Movimiento Cooperativo de Escuela Popular. Alcalá de Henares, a 10 de julio de 2022.

Esta entrada ha sido publicada en Secretaría Conf. y etiquetada como , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario